≡ Menu

Lacteos

Los Lácteos, son un tipo de alimento proveniente de ganados como la vaca, la cabra o la oveja. Son muy ricas en propiedades nutritivas. De ella existen múltiples derivados importantes como el queso, la nata, yogurt, e incluso pueden venir con o sin grasa, o de procedencia vegetal. Para más información, lea el presente artículo.

Lácteos

¿Qué son los Lácteos?

Cuando se habla de lácteos inmediatamente las personas toman como referencia a la leche y en consecuencia todos aquellos productos derivados de la misma. Este tipo de alimento tiende a ser muy perecedero, por lo que su refrigeración es clave para mantener a este en buen estado, de allí que la mayoría de ellos posean envases adecuados para tal fin. La Industria encargada de llevar a cabo la producción y distribución de la leche y los derivados procesados  es identificada como industria láctea y cumple con el rol de supervisar la manipulación adecuada de la leche hasta que la misma es entregada al consumidor.

La palabra lácteos, proviene del latín lactéus, el cual es un nombre relacionado directamente con lo perteneciente o lo compuesto por la leche. Al ser muchas las variedades de Los Lácteos, suele dividírsele en algunos grupos para clasificarlos mejor, cabe destacar que esta distribución se realiza a partir de la leche en crudo. El primero de estos es la leche en polvo; seguidamente tenemos la leche desnatada la cual podemos hallar tanto en polvo como en caseínas; a continuación se presenta la crema de leche donde localizamos los lípidos lácteos como la mantequilla; en último lugar, encontramos los quesos, pudiendo ramificar estas en caseínas y suero lácteo.

También podemos clasificar a Los Lácteos en dos grandes componentes, aquellos que han pasado por el proceso de fermentación y los que no.  Entre los que sí han sido fermentados podemos considerar algunos rubros como los yogures, el queso en todas sus presentaciones, el kéfir, entre otras. En el caso de Los Lácteos no fermentados encontramos la leche, la margarina, el helado, la mantequilla, entre otros. Muchos piensan que Los Lácteos, fueron un tipo de alimento que se consiguió por medio de la domesticación de algunas especies ovinas y caprinas, hace ya más de ocho siglos y medios por los grupos nómadas del neolítico.

Características

Actualmente, la gran mayoría de Los Lácteos consumidos por el ser humano, son provenientes de la leche de la vaca, así como también se ha podido obtener de otras fuentes animales como la oveja, la cabra y la búfala por indicar algunos de los más emblemáticos. La principal razón por la que este rubro es tan demandado, es por su exquisito sabor y sus excelentes propiedades minerales, proteínas y vitaminas. Los Lácteos pueden presentarse en estado líquido y sólido variando la consistencia y sabor del tipo de producto presentado, ellos suelen tener un problema con respecto a su caducidad por lo que su refrigeración es crucial.

Lácteos-1

La principal característica que podemos observar con respecto a todos los productos lácteos, es su aporte en calcio el cual suele ser el mineral más abundante en este tipo de producción, así mismo Los Lácteos suelen ser abundantes en cuanto a la presentación de de vitamina A y D, de igual modo, existen personas que suelen presentar resistencia a cualquier producto proveniente de la leche, siendo por tanto intolerantes a la lactosa a causa de una enzima que tiene por nombre lactasa. La industria láctea, es quien vela por el cuidado y producción de todos los productos de esta línea ya que la leche puede llegar a provocar algunas enfermedades.

En cuanto a su contenido proteínico podemos señalar que el mismo es capaz de variar dependiendo de Los Lácteos que se desarrollen, por ejemplo, la leche cruda o natural, suele presentar ciertas variante con respectos a los que han pasado por la fermentación láctica, tal es el caso del yogurt; así mismo podemos evidenciar otra composición cuando se concentran las propiedades grasas, como la mantequilla; o puede que estemos haciendo referencia a la combinación del método de fermentación con el de maduración para llegar a la presentación de los quesos.  Los macronutrientes y  micronutrientes son distintos tantos por composición como por densidad de los mismos.

Derivados

Los Lácteos pueden presentar una gran variedad de productos según sea la manera en la cual se procese la leche. La más emblemática es la leche homogeneizada e higienizada, la cual ha pasado por el método de pasteurización y de la cual podemos tener acceso a múltiples productos, como lo es la leche líquida de la cual se puede producir la leche en polvo, la leche evaporada y la leche condensada, siendo todas de gran utilidad en el mundo de la gastronomía para elaboración de múltiples platos. Así mismo podemos señalar a la leche y los cultivos lácteos como los fermentados para la obtención de yogures, kéfir, leche agria u otros derivados de Los Lácteos fermentados.

Entre otros productos pasteurizados de Los Lácteos, esta la leche que al combinarla con el cuajo, se puede conseguir la cuajada o los emblemáticos y uno de los productos lácteos más consumidos en el mundo, el queso, ya sea fresco o añejado, así mismo, de dicha preparación, también surge la preparación del suero de leche y el requesón como la ricotta. Estos no son todos los productos que se pueden conseguir a partir de la leche cruda, en este sentido, encontramos la leche estandarizada que puede varía su concentración de grasa según la marca, pudiendo incluso ser esta una leche descremada. (Ver artículo: Semillas de girasol)

Lácteos-2

En última instancia, de la leche cruda también se puede incluir dentro de Los Lácteos, a la crema de leche como la nata, de ella se genera la mantequilla y en dicho proceso, el suero de mantequilla. Es importante señalar que dentro de cada elemento desarrollado o mencionado, existen técnicas diferentes para llegar a producir otras variantes de todos los productos ya indicados, sobresaliendo la variedad en quesos, los tipos de mantequilla que se pueden conseguir, entre otros. Para aquellos individuos que no toleran la lactosa, han optado por suplirla con leche proveniente de productos vegetales como la leche de vainilla, por mencionar algunas.

Propiedades

Para determinar con precisión cuales son las propiedades minerales, vitamínicas, proteínicas, de hidratos de carbono o de grasas que estas absorbiendo por parte de alguno de Los Lácteos, debes buscar cual es el rubro que te interesa conocer, ya que los mismos pueden variar considerablemente en cuanto a la concentración de alguno de sus componentes, sin embargo, al consumir algún producto lácteo tu organismo estará recibiendo un aporte de proteínas que pueden oscilar entre los 3 gramos a los 36 gramos en una ración de cien gramos de yogur y queso respectivamente, cabe destacar que según la variedad de estos su densidad también cambia.

En cuanto al aporte de grasas, se puede mencionar que el mismo es el elevado, pero la industria de Los Lácteos ha logrado separar aquellos productos enteros para obtener los semidesnatados y los desnatados, por lo que la concentración de grasa de un yogurt no es similar a la del queso y menos a la de la mantequilla. También esta puede variar dependiendo del animal de donde provenga, de la vaca son un 3%, de la oveja un 6,4% o la cabra un 3,9%. La mayor parte de estas grasas son ácidos grasos saturados  de los cuales se puede obtener energía calórica y la Organización Mundial de la Salud recomienda un 10% de consumo diario.

En cuanto a carbohidratos, su principal aporte es la lactosa, que es una azúcar natural  que se halla en Los Lácteos, esta representa uno 4,7 gramos en la leche entera y disminuye en quesos y yogures por lo que se tornan estos últimos apto para intolerantes a ella. En cuanto a aporte mineral se puede indicar que aportan calcio con 120 miligramos en una ración de cien, también posee potasio, fósforo, magnesio y escaso hierro. Con respecto a las vitaminas sobresale en cuanto a vitamina A con un 6,5% del total diario, vitamina D, ácido fólico, riboflavina, las cuales cubren hasta un 13% del total diario y vitamina B12 que alcanza un 15% del total diario.

Tipos de lácteos

Lácteos-3

Cuando se habla de los Lácteos, se toma como referencia la leche, ya sea esta de la vaca, de la oveja o de la cabra. De la misma pueden surgir múltiples derivados, ya sea porque se dividen en productos enteros, semidesnatados, descremados, pasteurizados o no. Estos pueden ir des la leche líquida, a leches fermentadas, también pueden hacerse referencia a las distintas clases de queso que hay, puede en este sentido la elaboración de mantequillas y los tipos de esta, también se puede preparar la leche condensada, evaporada y en polvo. Otros de los derivados que se pueden obtener son la nata, los sueros y la caseína. Existen igualmente Lácteos vegetales.

Descremados

Si eres una persona que le gusta cuidar de su salud, consumir estos tipos de alimentos lácteos pudiera colaborar más en dicho cuidado. Aun y cuando se puede percibir grandes beneficios provenientes de Los Lácteos, ya sea por su contenido vitamínico, mineral, proteico, en grasa, de carbohidratos, entre otras propiedades, no está de más el consumo de alimentos que pudieran generarnos un extra de cuidado a nuestro organismo y tal es el caso de los productos descremados, los cuales según investigaciones aportadas por el Instituto de Investigaciones Biomédicas de Salamanca, son excelente aliados para el cuidado del sistema cardiovascular.

La investigación reflejaba que los individuos que optaron por el consumo de Los Lácteos descremados, obtuvieron mejores resultados cardiológicos que los que preferían los lácteos enteros. Ellos señalan que las grasas saturadas provenientes de la leche y sus derivados pueden causar deterioros a largo plazo en el organismo, cosa que pudiera solventarse con una buena actividad física. Para tener más claro este punto, podemos definir que la leche descremada, también llamada desnatada, es aquella a la cual por medio del centrifugado, se le es eliminado su contenido graso. La grasa es usada en otros procesos industriales para la obtención de nata y mantequilla.

Los Lácteos descremados, son un alimento apto para individuos con diabetes ya que el consumo de la leche entera o sus derivados, pudieran elevar su rango de colesterol por sus ácidos grasos saturados. Sí has seleccionado los productos lácteos para adelgazar, debes considerar que algunas presentaciones como lácteos dulces o con sabor, el consumo de yogurt de fruta, el pudin, entre otros, son algunos rubros que pudieran adicionarte calorías sin valor nutritivo, por la cantidad de azúcares que puede llegar a contener, por ello debes seleccionar mejor los derivados que desees consumir. (Ver artículo: La Avellana)

Fermentados

Lácteos-4

Los Lácteos fermentados, son también reconocidos bajo la denominación de productos fermentados de la leche, los cuales se obtiene de los cultivos lácticos por medio de la actividad de las bacterias contenidas en el ácido láctico, entre las cuales se encuentra los lactobacillus, los lactococcus y el leuconostoc. El fin de aplicar este tipo de método en la elaboración de ciertos rubros como la leche o alguno de sus derivados, es para extender la caducidad del producto. Siendo manipulado el lactobacilli, es capaz de generar a estas creaciones fermentadas, sabores diversos. Ya en el organismo, estas bacterias restauran y tonifican la flora intestinal.

Los Lácteos fermentados, sin lugar a dudas forman parte de los alimentos que deben integrar nuestra dieta saludable, ya que son capaces de brindarnos macro y micronutrientes así como un mejor rendimiento de los mismos, al mismo tiempo que nos permite tener una actividad microbiana adecuada. Recientemente también se le ha incorporado bacterias probióticas a estos productos, colaborando con la flora intestinal, relegando a los patógenos, creando componentes e involucrándose en la estructura de inmunomodulación, por lo que se recomienda introducir los mismos en la dieta de los bebes durante sus primeros años de vida. (Ver artículo: Queso Cheddar)

Si hacemos mención de Los Lácteos fermentados que se producen, nos vamos a dar cuenta que la lista de elementos que la integran son muchos como el yogurt, el suero de la mantequilla, la leche ácidophilus, el suero de leche, el pilfrut, el queso, la créme fraíche, entre otros. Este tipo de producto lácteo es aprovechado para la salud del sistema óseo, ya sea en la etapa inicial de formación y estructuración de las mismas, o para los individuos que se encuentran en edad adulta y quieren reducir la probabilidad de perdida ósea, así como la posibilidad de desarrollar fracturas o lesiones por la debilidad de estos. (Ver artículo: Queso Feta)

Pasteurizados

En el caso de Los Lácteos que se consumen de manera cruda, ya sea la leche o los derivados de esta, provenientes de la vaca, la búfala, la cabra o la oveja, puede existir un gran riesgo de contraer bacterias peligrosas para nuestro organismo como lo puede ser la salmonella, la E.coli y la listeria, provocando que incluso nuestro cuerpo desencadene una serie de enfermedades. Es por esta razón que se previene el consumo de algunos productos lácteos por medio del método de la pasteurización, la cual fue una estrategia diseñada por el científico Louis Pasteur, en la cual proceden a exponer algunos líquidos a temperaturas elevadas, por un lapso de tiempo.

Lácteos-5

No pareciera ser una técnica complicada la pasteurización,  pero la misma requiere de mucha precisión, ya que si no se logra eliminar de manera exitosa a dichas bacterias, Los Lácteos generados pueden llegar a disminuir sus propiedades y afectar a las personas. Frecuentemente son los lácteos los que suelen someterse con regularidad a dicho proceso, pero otras industrias como las embotelladoras de agua, fabricante de jugos, procesadoras de ciertos vinos, cervezas e incluso mieles, también aprovechan esta tecnología para purificar más sus rubros. En el caso de los productos lácteos, los más emblemáticos son el queso y el yogurt. (Ver artículo: Leche de Cabra)

Los productos lácteos pasteurizados aun reservan ciertas bacterias que ayudan en el proceso de la descomposición de alimentos, por lo que se sugiere refrigerar la misma. Las diferencias nutricionales entre Los Lácteos pasteurizados y los no pasteurizados, son mínimas. Este tipo de lácteo igualmente puede llegar a afectar a aquellos individuos con intolerancia a la lactosa y este tipo de alimentación pasteurizada es la más recomendada para las mujeres que se encuentran en periodo de gestación, ya que la bacteria listeria, es capaz de producirle a la futura madre la pérdida del embarazo. (Ver artículo: Queso Parmesano)

Orgánicos

Explicar en qué consisten Los Lácteos orgánicos, es un poco complejo, tal como su método de obtención. Una de las características que hoy día en el mercado se está desarrollando con bastante interés, es el consumo de productos orgánicos, los cuales consisten en la no utilización de componentes químicos durante todo el proceso del cultivo del rubro hasta llegar a manos del consumidor. En este sentido, si extrapolamos este ejemplo a la industria láctea, quiere decir, que el método por el cual se nutre el ganado vacuno, ovino, caprino u otro, no puede contener agentes químicos que alteren la composición natural de estos.

En este sentido, Los Lácteos orgánicos, se generan en complejos agrícolas que pretenden obtener leche de gran aporte nutricional pero con técnicas que no incluyan agroquímicos como los fertilizantes, plaguicidas, reguladores de crecimiento, entre otros. Para ello uno de los elementos que debe poner en práctica, es el sistema de rotación de cultivos, lo cual le garantizará al ganadero una producción constante de pasto, no agotará los recursos nutricionales del suelo, ya que dejara descansar el mismo, tanto tiempo como ambientes tenga para aplicar la rotación del ganado en sus terrenos. (Ver artículo: Queso Mozzarella)

Lácteos-6

También busca el reciclado de los residuos orgánicos, siendo una especie de abono natural para nutrir la tierra una vez el pasto se acabara. De igual modo, este tipo de industrias no permite la alimentación y medicamento proveniente de composiciones químicas o de aquellos que alteran genéticamente los productos. Este tipo de complejos agrícolas también se le reconoce como una elaboración biológica, ecológica, biodinámica y a su vez, afectiva con el ecosistema. Los Lácteos orgánicos, colaboran en gran medida a métodos de agricultura tradicional, que acepta la invención y tecnología para garantizar la naturalidad del producto.

Vegetales

Es sabido por todos que Los Lácteos pueden ocasionar ciertas reacciones alérgicas y de intolerancia a la lactosa, por lo que las personas han optado por suplantar dicho alimento, con sustancias no procedentes de animales, favoreciendo en gran medida, no solo a los celíacos, sino que también a aquellas personas veganas que optaron por un consumo exclusivamente vegetal. Una de las ventajas de este tipo de sustitución, es que al venir la leche de un producto vegetal, también se obtienen los nutrientes contenidos en el mismo e incluso, se presentan algunas de estas bebidas con contenido de calcio. (Ver artículo: Semillas de Calabaza)

Las bebidas no lácteas, elaboras a partir de la elaboración de ciertos vegetales o frutos secos en combinación con el agua, son prácticamente carentes de grasas saturadas y colesterol, no incluyen lactosa dentro de sus componentes por lo que alivia posible malestar digestivo y problemas de mucosidad que esta pudiera ocasionar, poseen alto contenido de grasa monoinsaturadas y poliinsaturadas, por lo que colaboran con el cuidado el sistema cardiovascular, generalmente presenta un nivel adecuado de sodio y potasio y suelen usarse para tratar a personas con problemas digestivos como el estreñimiento, colon irritable, entre otras.

Entre las opciones de leche vegetal podemos encontrar la de soja, la de almendras, la de avena, la de nueces y la de arroz. Cada una con cualidades nutricionales importantes para el organismo. Al existir gran variedad de estas, también permite suplantar cualquier bebida a la cual usted se considere alérgico a algún componente de las mismas. Estas pueden colaborar para la mejorar la salud de personas celíacas, individuos con diabetes, que padezcan de anemia, tengan problemas con el colesterol, fortalecen los músculos, mantienen la firmeza del sistema óseo, pueden poseer gran contenido de vitamina E, entre muchas otras.

Lácteos-7

Sin lactosa

Los Lácteos, suelen presentar en algunas ocasiones resistencia en el organismo, ya sea por alergia a algún componente en su fórmula o porque son intolerantes a la lactosa. Estas personas que padecen de esta última condición, se les llama celíacos y su principal problema es que no pueden o les es difícil la digestión y absorción de este azúcar contenido en la leche o en aquellos derivados de esta, aun y cuando pudieran estos productos reducir la presencia de esta sustancia en Los Lácteos. En España al menos un 15% de la población padece de este problema, en África y Asia puede aumentar a más del 65% y en países nórdicos tan solo afecta a un 5%.

Hace algún tiempo, la industria de Los Lácteos ha venido tomando cartas en el asunto, por lo que hoy en día, podemos encontrar productos lácteos con escasa proporción de lactosa o sin la presencia de ella, de esta manera, se atiende a un consumidor que no dejará de percibir los beneficios nutricionales de la leche. También ocurre que muchos pacientes se auto excluyen del consumo de productos lácteos o sus derivados con lactosa porque creen presentar los síntomas de dicho padecimiento, cuando solo tienen problemas con el intestino irritable y le pudiera generar respuestas orgánicas parecidas a la enfermedad celíaca.

La industria de Los Lácteos por medio del avance tecnológico ha podido aislar y por ende obtener la enzima que cumple con el rol de digerir la lactosa, ella es la lactasa. Para crear un producto libre de lactosa, se debe añadir a la preparación la lactasa, generando que el producto resultante sea muy similar a la leche u otro derivado  de la misma, ya sea entera, desnatada o semidesnatada. Un hecho importante es que las propiedades nutricionales no llegan a perderse y estos rubros sin lactosa, son capaces de darnos suficiente energía calórica, proveniente de los carbohidratos, las grasas, sus proteínas, vitaminas y minerales. (Ver artículo: La Nectarina)

Caprinos

Generalmente las personas nos acostumbramos al consumo de productos lácteos provenientes de la vaca, es más, cerca del 90% de la población en el mundo opta por este tipo procedencia por encima de otras como la leche cabra o de oveja, sin embargo, ¿conocemos las propiedades de la leche y derivados de la cabra u oveja? Una de las razones por la cual debemos investigar y conocer más sobre otras alternativas lácteas, es porque las mismas pueden variar en cuanto a propiedades nutritivas o no contener sustancias que promuevan alergias o intolerancia al organismo, tal es el caso de la leche de cabra. (Ver artículo: El Níspero)

Lácteos-8

El ganado caprino, es capaz de ofrecernos un lácteo sin la presencia de la aglutinina, la cual es una sustancia química, que tiende a atacar al sistema inmunológico, generando en el ser humano algunos problemas de alergias. Este tipo de lácteo es capaz de brindarnos oligosacaridos, glicos-proteínas y glicopéctidos que colaboran en el resguardo de la flora bacteriana del intestino en infantes, incluso sus propiedades son muy similares a la leche materna, por lo que suele presentarse como sustituta. La leche de cabra llega a poseer al menos un 20% más calcio que la contenida en la vacuna y es un anti inflamatorio natural.

En este sentido, también se puede contar con una segunda opción, la leche y derivados provenientes de la oveja, la cual interesantemente sorprende con su contenido en calcio, llegando a aportar hasta 80% más que la contenida en la leche de vaca, generando para el organismo un mayor aporte proteico, con menos colesterol. Del mismo modo, los lácteos de la oveja son capaces de brindarnos propiedades anti cancerígenas, nos proveen de minerales y vitaminas suficientes para combatir la anemia, no es alérgica como la leche de la vaca, no genera inflamaciones y colabora con el sistema digestivo del organismo

Lácteos-9

Beneficios

Los Lácteos de forma general, son alimentos nutritivos que nos generan principalmente grandes cantidades de vitamina D, vitamina B2, proteínas , fibra y minerales como el hierro y calcio, en particular la leche entera y los derivados de esta, mientras que los descremado son característicos al aportarnos menores cantidades de grasa y por ende de calorías al organismo. Estos suelen asociarse con la prevención de algunas enfermedades como tipos de cáncer, principalmente relacionados con el sistema digestivo, fortalece el sistema inmunológico, sus derivados desnatados o descremados al no contener grasas colaborar en dietas para adelgazar.

En este mismo sentido los Lácteos, colaboran disminuyendo los síntomas premenstruales, ya sean esta inflamación o esta incomodidad abdominal. También los Lácteos, están asociados a la reducción de los índices de colesterol en nuestro organismo, en este orden de ideas, las grasas saturadas proveniente de la leche entera y sus derivados, se ha comprobado que posee un efecto neutro en nuestro organismo, por lo que son beneficiosas. Los lácteos igualmente se relacionan al cuidar al cuerpo cuando se trata de efectos adversos de los antibióticos y cuida las paredes estomacales del desgaste que pudiera ocasionar los medicamentos.

Los Lácteos así mismos, ayudan a nuestro sistema digestivo a reactivar la flora bacteriana, colabora estimulando el movimiento peristáltico, promueve una digestión más saludable al servir contra el estreñimiento, pero se debe tener cuidado de no consumirla en exceso o puede traer respuestas no deseadas, ya sea una diarrea o incrementar el estreñimiento. Este producto puedes consumirlo de diferentes maneras y a cualquier hora, dependerá de tus gustos y tú dieta como quieres prepararlos. (Ver artículo: Plátano Macho)

¿Engordan?

Si algo debemos entender, es que ningún producto ocasiona que las personas engorden, lo que genera que esto suceda es el consumo en exceso del mismo y la no actividad física necesaria para consumir las calorías que tu cuerpo ha absorbido por parte de algún alimento. Ciertamente, existen algunos productos que pueden ayudar a acelerar el proceso de ganancia de peso en el cuerpo, pero no por ello debes dejar de consumirlos, solo debes moderarte en cuanto a la ingesta de estos, debido a que estos te pueden llegar a proporcionar de ciertas propiedades nutritivas que otro alimento no lo posee.

Lácteos-10

En el caso de Los Lácteos, se puede llagar a señalar que los mismos pueden variar en su colaboración para ayudarte adelgazar o engordas dependiendo de si estos son enteros, semidescremados o descremados, esto es debido a que, estos últimos, contienen menor proporción de grasa natural que los productos lácteos enteros. En este sentido, los derivados lácteos descremados al ser aislados de su contenido graso, aportan menor cantidad de calorías para nuestro organismo, no significa esto que su aporte nutricional sea mejor que el de los lácteos enteros, solo hacemos énfasis en el contenido graso y de colesterol. (Ver artículo: El Gluten)

Los productos lácteos enteros siempre serán una buena opción al momento de añadirlos a nuestra dieta diaria, ya que de ellos se obtendrá una gran cantidad de vitaminas, calcio, riboflavina, lípidos y vitamina A. solo que no se debe abusar del consumo de este tipo de alimentos o ayudaríamos a elevar considerablemente los índices de colesterol y las calorías de nuestro cuerpo. De igual forma se sugiere el contenido de estos alimentos sin mucha sal para cuidar la presión arterial. Es importante que las personas entiendan que consumir cualquier derivado de Los Lácteos es positivo para el organismo, solo que debe realizarse moderadamente.

Bajos en grasas

Cuando hablamos de Los Lácteos, hablamos de todos aquellos derivados procedentes de la leche, siendo estos un suministro seguro de lípidos, excelentes proteínas, aporte significativo de calcio, además de algunas vitaminas que destacan entre su perfil nutritivo. Sin embargo, el principal problema que representa el consumo elevado de estas sustancias, para personas no celíacas o con niveles de colesterol elevados, es alto porcentaje de grasa que poseen, que eventualmente colaboran a elevar las kilocalorías contenidas en el cuerpo y si eres un individuo que no tiene una vida muy activa tu tendencia puede ser a engordar.

Sin embargo, para ayudar a las personas con los altos niveles de colesterol, la presión arterial y el contenido calórico, la industria de Los Lácteos, ha desarrollado una cadena de productos desnatados y semidesnatados que son capaces de abarcar las expectativas de las personas que buscan lácteos bajos en grasas. La elaboración de los diversos rubros sin grasa se obtienen a partir de la leche desnatada o descremada, a la cual se le puede incluir algunas sustancias como proteínas lácteas, vitaminas, almidones, azúcares, alimentos varios como frutas, cereales, entre otras, equiparando los productos finales al original, en cuanto a nutrición.

Lácteos-11

El elemento más sobresaliente de Los Lácteos desnatados o descremados, es que su aporte en lípidos es sustancialmente inferior al de la leche entera o completa a pesar de contener en el resto de las propiedades nutritivas, valores semejantes, al igual que disminuye su proporción en vitaminas A y D, ya que al ser vitaminas liposolubles, al sustraer parte de la grasa, cierto contenido de ellas se va también. El proceso técnico para realizar la desnatación de la leche, implica una máquina para centrifugar el contenido lácteo, de tal forma que al girar aceleradamente, se separan los componentes grasos por la densidad de los mismos.

Para el cáncer

Un grupo de científicos del Colegio de Cataluña, ha realizado una investigación sobre el consumo de lácteos y su incidencia en los diversos tipos de cáncer en las personas y se ha podido concluir que la ingesta de algunos lácteos y su asociación con la generación de cáncer en el organismo es muy poco probable para cierto tipos de cáncer, en la misma medida, pudieran ayudar en la prevención de algunos de estos, inclusive, se puede observar la colaboración de Los Lácteos en otro tipo de complicaciones de salud. Los cual deja entrever que los resultados no fueron totalmente aversivos contra este tipo de alimentación.

La preocupación con respecto al tema, surge cuando unos investigadores de Káiser Permanente, dejan entrever la alta probabilidad de que las mujeres que han sido diagnosticadas con cáncer de mamas en un periodo temprano, al ingerir leche entera o sus derivados, los cuales son los que más aporte en lípidos posee en comparación con los desnatados, tenían mayor riesgo de fallecer por dicho cáncer, que aquellas que ingerían productos lácteos bajos en grasas. Todo esto por la hormona estrógeno que promueve el desarrollo celular en los senos, incluso las cancerígenas, este suele asociarse a las sustancias grasas ya sea por su fabricación o su almacenamiento.

Sin embargo, la prueba no fue con exactitud concluyente, ya que las mujeres debían memorizar con precisión los lácteos consumidos en una gran brecha de tiempo, no se sabe si el consumo de alguna otra sustancia en el proceso activara algunas células cancerígenas, entre otras. Es decir, las probabilidades de que los productos lácteos colaboren con la creación de células cancerígenas continua siendo una especulación lejana, ya que más bien se asocia este tipo de alimentación con la prevención de otro tipo de cáncer como lo es el de colón. (Ver artículo: El Mango)

Para el colesterol

Lácteos-12

Según la Federación Española de Nutrición, Alimentación y Dietética, el consumo de algunos lácteos como el queso, no afecta considerablemente los niveles de colesterol en nuestro organismo, sino que a su vez, aportan sustancias para disminuir la tensión en nuestras arterias. Incluso se añade que la grasa saturada aportada por la leche es neutra y además es capaz de minimizar las posibles complicaciones cardiovasculares y colaborar en el cuidado de personas con diabetes. Sin embargo, añaden que la moderación y la diversidad son la estructura en la cual se sustenta la alimentación balanceada.

De la leche llegaron a señalar que esta es un alimento bastante nutritivo para nuestro organismo, ya que la misma posee una generosa cantidad de minerales, vitaminas y proteínas, que apuntan a que el efecto de la misma en la colesterolemia en mínima e inclusive, su consumo está asociado a la disminución de la presión en nuestras arterias, por lo que ella nos ayuda a prevenir ciertas complicaciones a nivel del corazón a pesar del contenido graso que estas posean.  Mucho se llego a pensar que los altos contenidos de grasa que poseían este tipo de alimentos no serían positivos para el colesterol.

Lácteos-13

En base a esto último señalado, se sigue sugiriendo a las personas el consumo moderado de los alimentos, pero en el caso de Los Lácteos, el principal tipo alimentos que se promueven para ayudar a la reducción de los niveles de colesterol, es una dieta a base de productos desnatados o descremados. Incluso señalan que de los derivados lácteos, el consumo de la leche fermentada es la que aportara mayores beneficios a la colesterolemia. Así mismo, señalan que otras leches de origen vegetal, también pueden llegar a ser otra solución, por lo que promueven el consumo de la elaborada con soja, avena, nuez, almendra y arroz.

Para el estreñimiento

Usualmente los individuos tienden a presentar problemas en su sistema digestivo como consecuencia de sus hábitos alimenticios, en muchos casos la alimentación puede llegar a producir una fluidez exagerada hasta llegar al nivel de diarrea, sin embargo en otros la humedad de la materia fecal es tan escasa que estriñe el tracto digestivo y genera malestares varios como inflamación abdominal. Los Lácteos, son uno de los alimentos más recomendados al momento de aliviar la sensación de estreñimiento en las personas, por lo que escuchar que estos pudieran ocasionar estreñimiento es poco común.

No obstante hoy en día, la ganadería extensiva ha modificado la manera tradicional de alimentación del ganado, por lo que se cree, que los derivados de esa leche e incluso esta, pudiera ocasionar en algunas personas una condición de estreñimiento, en este sentido, también logran señalar que el consumo en exceso de los lácteos puede llevar a que una persona desarrolle esta condición gástrica, con respecto a ello, los científicos aluden a que la leche es capaz de fabricar una especie de moco en tracto digestivo, por lo que se puede pensar que esa sustancia es la que genera el estreñimiento, además de los problemas ligados a ella.

Sin embargo los mismos lácteos pudieran ayudarte en ese problema digestivo. Uno de estos métodos es usar la leche cruda sin haber sido pasteurizada, ya que la misma puede llegar a ser más fácil de digerir, de igual forma, sugieren el consumo de yogurt natural, debido a que estos nos proveen de bacterias, las cuales nos brindan probióticos, que nos ayudan a aumentar nuestras bacterias intestinales, lo cual mejora en gran medida la salud del sistema digestivo y colabora en el movimiento peristáltico. Así mismo promueven el consumo de Kéfir, el cual se conoce como un tipo de leche fermentada con aporte de cultivos vivos.

Para la diarrea

Cuando se tiene diarrea, las personas normalmente tienden a deshidratarse debido al flujo de líquidos que se excreta de nuestro organismo, por ello es recomendable ingerir algunos líquidos durante este proceso, pero no cualquier líquido, ya que algunos pudieran favorecer la continuidad de dicho problemas intestinal como puede ser el caso de la leche entera. Hay que tomar en cuenta en primer lugar que es lo que te está causando la diarrea, si ha sido una comida en particular, si es por el contrario una bacteria o virus, o en el caso de Los Lácteos, saber si somos intolerantes a este tipo de productos.

Debes considerar que el virus que ocasiona la diarrea, puede tener sensibilidad ante los productos lácteos, por lo que pudiera más bien estos favorecer a la diarrea. Una de las cosas que ocurre durante este proceso, es que la flora bacteriana es prácticamente removida, por lo que deberás producir más lactasa para digerir los lácteos, además los productos ricos en grasa, como la leche entera y sus derivados aportan lubricación al intestino y no es lo que se necesita para atacar el problema. Entre Los Lácteos que no debes consumir con episodios de diarrea son la leche entera, la crema para el café, crema de leche, crema agria o helados a base de leche entera.

Lácteos-14

Pero no todo está perdido, se pueden ingerir algunos lácteos durante la diarrea tales como la leche descremada, o desnatada, lo importante es que su contenido en grasa sea el más mínimo, puedes consumir leche evaporada, leche de soja, queso descremado y semi descremado así como también el añejo, también puedes agregar a esa dieta el yogurt y el helado a base de leche sin grasas. Usualmente se sugiere el consumo de yogurt para reponer en la medida de lo posible, las bacterias que se pierden cuando pasamos por este tipo de situaciones intestinales. (Ver artículo: Pescados)

Para la gastritis

Uno de los problemas más frecuentes de las personas en el sistema digestivo es la gastritis, la cual actualmente se puede considerar como un padecimiento tratable, ya que se tiene conocimiento acerca de los posibles elementos que la estuvieran generando y a su vez, que tipo de dieta alimenticia sugerir para aliviar dicha sensación desagradable. Esta gastritis puede generarse de manera aguda o incluso crónica y esto va a depender de la inflamación de las mucosas, ya que las mismas generan una sustancia de ácido clorhídrico y si esta se encuentra débil, se extenderá aun más esta gastritis, llegando incluso a lacerarla y ocasionar ulceras.

Cuando se habla de que puede estar ocasionando la gastritis, podemos hacer énfasis en algún tipo de bacteria  como la helicobacter pylori, así mismo otro factor desencadenante y muy común en esta sociedad es el stress, también la alimentación juega un rol primordial al consumir alimentos que contengan grandes cantidades de picante así como de frituras. En otra circunstancias el problema proviene por la continua ingesta de medicamentos, ya que estos contienen químicos que pueden ser nocivos en uno frecuente y más si se los ingiere con el estomago vacío. Por ello tener una dieta balanceada es necesaria.

Si hablamos de la incidencia de Los Lácteos en el organismo, específicamente cuando se padece de gastritis, hay que señalar que no todos los derivados de la leche son los mejores al momento de tratar con este problema gástrico, por lo que se sugiere una preferencia por aquellos productos desnatados, ya sea leche o yogurt descremado, así como el consumo de algunos quesos blandos y aquellos que puedan untarse. Los Lácteos grasos como la crema de leche o la manteca, son alimentos que suelen ser difíciles de digerir, motivo por el cual, aumentan los niveles de ácido estomacal y este afectará nuestra gastritis.

Para la alergia

Lácteos-15

Las alergias alimenticias son aquellas en la cual interviene el sistema inmunitario y ocurre cuando se detecta una infección. Nuestro sistema de defensa se activa de manera desmedida a las proteínas contenidas en la sustancia que ocasiona nuestra alergia, estas pueden ser tan sencillas de tratar, como puede que se lleguen a complicar y por ende necesitemos algún tipo de intervención médica. En el caso de la leche se ha mencionado que esta tiene potencial al momento de tratar alergias al polen, lo que previene el consumo y compras de medicamentos para ayudarnos a tratar esa condición alérgica.

Sin embargo hay personas que se consideran alérgicas al consumo de la leche. Es importante subrayar que una alergia no es lo mismo que la enfermedad celíaca o intolerancia a la lactosa, ya que la primera tiene su efecto sobre el sistema inmunológico y la segunda recae en el sistema digestivo. En un portal web, el Journal of Allergy and Clinical Inmunology considera que si la persona es expuesta a los alérgenos de manera gradual, el sistema inmunológico empezará a aceptar  dicho alimento o sustancia. Aunque la mayoría sugiere evitar el contacto con los Lácteos y buscar suplementos a estas con leche de origen vegetal o frutos secos.

Para el acné

El acné no es más que un estado que presenta la piel, la cual es capaz de generar espinillas o barros en ciertas áreas del cuerpo. Este tipo de problema, genera un deterioro estético ya sea por que presentan puntos negros, rojos, inflamaciones tipo quistes, entre otros. Lo cierto es que ellos se producen en el momento que los poros que se encuentras a lo largo de la piel se tapan. Estos suelen incrementar su aparición durante el periodo de cambios hormonales que se presentan en las personas, siendo esta la adolescencia, sin embargo, esto no excluye a individuos de otras edades que pudieran padecer de la misma.

El motivo por el cual surgen, es porque el hígado y el riñón que son órganos que se encargan de expulsar las toxinas de nuestro cuerpo, no pueden cumplir eficazmente con su rol, por lo que la piel asume tareas de retirar las mismas, el problema se presenta, cuando los poros por donde ha de salir dichas sustancias se encuentra obstruidos, lo que favorece el desarrollo de bacterias y posteriormente surge la infección o acné. He aquí cuando surge un doble problema con Los Lácteos, porque ya no solo son las bacterias encontradas en la piel, sino que también, son las que se encuentran de manera natural contenidas en la leche y sus derivados.

Lácteos-16

Se menciona que las proteínas de Los Lácteos como el suero o la caseína  que suelen ser agregadas para que su gusto sea menos acuoso, pueden ser los causantes de la proliferación de insulinas causantes de los brotes en la piel. Una de las cosas que no han podido entender es porque no todos Los Lácteos, no actúan de manera similar, siendo más común observar acné luego de tomar leche o comer helado, que posterior al consumo de un yogurt o el queso. A pesar de que se pueda excluir algunos productos de tu dieta para colaborar con tu piel, no significa que la leche y sus derivados sean los únicos que intervienen en la creación de acné.

Para la diabetes

Los estudios han determinado con el tiempo que Los Lácteos, son alimentos que logran colaborar en la prevención de la diabetes tipo 2, demostrando que los ácidos grasos pueden llegar a reducir en un 43% o 52%  la probabilidad de desarrollar este tipo de condición de salud en personas que aun no han desarrollado esta enfermedad, también se ha llegado a demostrar que a mayor consumo de yogurt u otros productos lácteos, proporción de no padecer diabetes tipo 2 se incrementa. Estas circunstancias hacen ver a Los Lácteos como un buen preventivo de salud con respecto a la diabetes tipo 2.

Si hacemos referencia de este tipo de productos con referencia  a la diabetes, podemos señalar que todos Los Lácteos que no integren azúcar y a su vez sean de contenido bajo en grasa pueden ser recomendados para la dieta de este tipo de personas, ya que su principal interés es el bajo contenido de índice glucémico que pudieran tener los alimentos, del mismo modo, están en busca de aquellos alimentos que le suministres grandes propiedades nutricionales. Se recomienda que luego del consumo de algún lácteo, se inviertan al menos treinta minutos en actividades físicas que le permitan consumir dicha grasa aportada.

En conclusión, se ha demostrado que algunos ácidos grasos que se encuentras dentro de las propiedades de Los Lácteos están asociados a la prevención de padecer diabetes en etapa adulta, así como también la reducción de dificultades cardiovasculares. Consumir de tres a cinco productos lácteos cada día, puede ubicarte dentro del 14% de personas con menor riesgo de diabetes. Consumir lácteos durante la adolescencia, continuamente hasta la adultez, reduce hasta 4 veces la intención de padecer de diabetes en el sexo femenino. El ácido linoleico de los lácteos incide en el metabolismo, incita a la producción de insulina y ocasiona una disminución del peso en el cuerpo.

Para los bebes

Lácteos-17

A pesar de que el consumo de Los Lácteos le brinda al organismo una gran reserva de calcio y proteínas, los bebes al consumir este tipo de alimentos líquidos o semilíquidos, presentan dificultades para poder digerir los mismos de forma saludable. Por lo que se le sugiere que la alimentación de leche materna sea lo suficientemente prolongada, o en su defecto y a partir de los seis meses en adelante, introducir a ellos al consumo de formulas lácteas o leche artificial tipo 1 y 2, ya que las mismas reducen las concentraciones proteicas que pueden llegar a ser asimiladas por los infantes sin causarle sobre esfuerzo a sus riñones.

Un bebe pudiera mantenerse hasta los dos años consumiendo leche materna, pero a partir de los 6 meses se recomienda el consumo de formulas lácteas para ellos tipo 1 y 2. Una de las razones por las cuales se hace hincapié en este tipo de leche artificial, es por la escasa cantidad de hierro contenida en su cuerpo y el consumo de la leche sin tratamientos es capaz de generarles micro hemorragias, por lo que es contraproducente a la salud de estos, pudiendo incluso generarles anemias. En algunas naciones europeas se le empieza a suministrar desde los 9 meses, sin embargo, sería ideal que el consumo de esta sea luego del primer año.

La leche entera o sus derivados son una gran fuente grasa para los bebes, incluso para los adultos, ya que esta es una fuente de energía para ellos, además, de las encargada de proveerles de ácidos grasos, vitaminas y proteínas. De igual forma no se le recomienda el suministro de Los Lácteos desnatados ya que son pobres en nutrientes y su exceso de proteínas puede causarle mucha presión a los riñones, recomendándole el consumo de ellos desde los 2 años, aunque si pudiera ser luego de los 5 años, su organismo lo asimilaría de mejor manera. (Ver artículo: Garbanzos)

El Queso: Origen, Propiedades, Beneficios, Proteínas y más

Uno de los productos alimenticios más consumidos a nivel mundial es el queso. Se trata de un producto derivado de la leche y que aporta una amplia gama [...]

La Mayonesa: origen, características, calorías, y mucho más

A continuación se llevará a cabo un artículo, con el cual se hará referencia a la mayonesa, el cual es uno de los lácteos más consumidos en grandes [...]

Queso mozzarella: Origen, características, y mucho mas

El queso mozzarella es un tipo de queso muy utilizado a nivel mundial y que ha sido objeto de variaciones pero que de manera general posee grandes características [...]

Queso parmesano: Origen, características, todo lo que se necesita saber

El queso parmesano es considerado el rey de los quesos dadas sus características físicas y nutricionales. Es oriundo de Italia y popular a nivel mundial. A continuación conoceremos [...]

Mantequilla de maní: Beneficios, propiedades, Y todo lo que necesitas saber

La mantequilla de maní es un producto derivado del Maní altamente atractivo por su sabor, consistencia y manera práctica de servirse. En este sentido la mantequilla de maní [...]

Leche de cabra: Beneficios, propiedades, y todo lo que necesitas saber

La leche de cabra es un alimento que ha sido usado desde épocas antiguas y actualmente se está dando a conocer por sus grandes propiedades. A continuación se [...]

Queso feta: ¿Qué es?, origen, ingredientes, sabor, y todo lo que necesitas saber

El queso feta es un producto lácteo que esta constituido químicamente por los componentes de la mezcla entre la leche de oveja y la leche de cabra. Ambos [...]

Queso cheddar: Origen, características, composición química y mas

El queso cheddar es uno de los productos lácteos mas populares a nivel mundial. A continuación conoceremos las propiedades benéficas de este producto lácteo. Características del queso cheddar [...]

Leche de coco: Beneficios, propiedades, información nutricional y más

Aunque no lo creamos la leche de coco se puede utilizar en una gran cantidad de platillos, tanto dulces como salados, y es un gran reemplazo para la [...]

Mantequilla: ¿Qué es?, proteínas, beneficios, propiedades, lo que debes saber

La Mantequilla es un alimento completamente natural que se genera del la agitación continua de la leche, en primera instancia para alcanzar la nata y en segundo lugar, [...]

12